sevilla


Puente Romano Sevilla

Sevilla, la capital de Andalucía, ciudad que no puedes dejar de visitar en España y una de las urbes más acogedoras del mundo.
Pocas ciudades españolas pueden presumir de tener tanta historia, monumentos de interés y rincones con encanto como Sevilla, la ciudad andaluza cruzada por el rio Guadalquivir. La importancia de la ciudad durante siglos y el paso de distintas civilizaciones han dejado un rico legado difícil de igualar y conforman un casco histórico rico y lleno de posibilidades para el visitante.Si a esto le unimos el carácter de su gente, el buen clima que posee y su rica gastronomía, dan como resultado una ciudad de obligada visita. La ciudad de Sevilla es una de las más importantes, visitadas y coloridas de toda España y es siempre un excelente lugar para hacer una escapada corta en casi cualquier época del año ( hay que olvidar los meses de verano, son demasiado calurosos). Por otro lado, en una ciudad con tanta historia a sus espaldas como Sevilla, es normal que haya mucho que ver y visitar y que siempre la encontremos llena de grupos de turistas buscando el espíritu y la autenticidad de Andalucía.


1. Catedral y Giralda: la Catedral de Sevilla, del siglo XV, es Patrimonio de la Humanidad y está construida sobre los restos de la antigua mezquita, de ahí que parte de la Giralda, la gran torre que la domina, fuera el minarete desde donde se llamaba a la oración en época almohade. Es uno de los templos cristianos más grandes de España y dentro podemos encontrar desde obras de arte de Murillo o Zurbarán hasta la tumba de Cristóbal Colón ( una de ellas, porque varias ciudades se disputan este honor). Imprescindible su visita.


2. Reales Alcázares: Es imprescindible la visita al palacio real en uso más antiguo de Europa. En realidad consta de varios palacios y jardines rodeados de una muralla. Se construyó en la Edad Media y ha sido lugar de alojamiento de Reyes y mandatarios extranjeros que han visitado la ciudad. No hay que perderse el patio de las doncellas o el Palacio Mudéjar.


3. Barrio de Santa Cruz: el de Santa Cruz, ubicado en el corazón de la ciudad, es uno de los barrios más populares y con más encanto de la ciudad, repleto de callejuelas, bonitas plazas, bares donde tapear, patios repletos de flores y muchas muchas leyendas. La antigua judería sevillana en un barrio que no hay que perderse y que concentra todo el sabor de una ciudad. No os perdáis la Plaza de los venerables, donde se inicia el drama de Don Juan Tenorio, el Callejón del Agua o la Plaza de doña Elvira, antiguo corral de comedias.


4. Torre del Oro: Esta torre junto al río, emblema de la ciudad, parece que toma su nombre por el brillo dorado que sus azulejos reflejaban en el río Guadalquivir. Fue construida como parte del sistema defensivo de la ciudad y más tarde también ha sido utilizada como capilla y como prisión. Actualmente alberga el Museo Naval de Sevilla.


5. Rio Guadalquivir: Desde la época fenicia, al que bautizaron como rio Betis, pasando por romanos ( el río era navegable hasta córdoba) y musulmanes hasta llegar a nuestros días, este río ha sido y es una parte imprescindible e inseparable de la ciudad de Sevilla. Hoy día se puede dar un paseo en barco, tomar en sol en su ribera, hacer piragüismo o darse una caminata disfrutando del ambiente que hay alrededor. Parte de la belleza de Sevilla es gracias al Guadalquivir y hace a esta ciudad mucho más especial.


6. Barrio de Triana. Si hay un barrio popular y con solera en Sevilla ese es Triana. Al otro lado del Guadalquivir, se hace imprescindible cruzar el Puente de Triana y respirar el ambiente de sus calles y el arte de sus vecinos. Son dignas de ver, entre otros, la Plaza del Altozano, el callejón de la inquisición, el Mercado de Triana, la Iglesia de Nuestra Señora de la O y la calle Betis.


7. Parque de María Luisa: el parque más famoso y pulmón verde la ciudad bien merece una visita pausada. Plazas como la de España o de América, elegantes paseos, museos, fuentes o jardines perfectamente cuidados son ideales para ver como los sevillanos disfrutan de esta preciosa zona verde.


8. Plaza de España: ubicado en el Parque de María Luisa, este impresionante conjunto arquitectónico construido para la exposición iberoamericana de 1929 es uno de los lugares más emblemáticos de Sevilla y el lugar ideal para relajarse y admirar los bancos que representan a cada ciudad española. Sus cuatro puentes sobre el canal representan los antiguos 4 reinos de España y hay posibilidad de alquilar pequeñas barcas para dar un tranquilo paseo por los canales.


9. Fiestas de Sevilla. Sevilla es famosa también por sus tradiciones, enraizadas en el pueblo desde hace cientos de años. La Feria de Sevilla y la Semana Santa sevillana son dos de las fiestas que los ciudadanos y los visitantes deben marcar en el calendario. Por tradición y ambiente, son las fiestas de la ciudad y hay que intentar disfrutarlas para entender mejor a los sevillanos.